CONTEXTOS… Alfaro pone orden en el MC Vallarta y van con Dávalos por la reelección

0

Por Gerardo Sandoval Ortiz.- Fue para el Movimiento Ciudadano, y más particularmente para Arturo Dávalos, un domingo completo. Mientras en el primer mundo de Puerto Vallarta, Enrique Alfaro les leyó la cartilla y puso orden, en un rancho de Nayarit otros emisarios del alcalde establecían pláticas de pactar la migración de un grupo de panistas para reforzar el proyecto.

“Vamos por la reelección de Arturo” nos dijo el tesorero Ricardo René Rodríguez Ramírez al caer la noche.

En el lienzo charro de Armando Ibarría Urrutia, funcionario municipal, comprometido con el MC y seguidor de Dávalos Peña, todo era euforia entre los aficionados charros con tendencias naranjas. A esa hora todos sabían del cónclave de unidad en un hotel de Marina Vallarta y la luz verde para todos unificarse en torno a la reelección de Dávalos

Y en sendos escritos la semana pasada se habían dado algunos pormenores de las escaramuzas internas en el MC. La osadía del diputado federal Luis Ernesto Munguía González al emprender una abierta carrera en disputa a Dávalos por la candidatura se cortó de tajo. En Puerto Vallarta hay un líder del MC y es Arturo Dávalos les dijo Alfaro Ramírez, alcalde tapatío y líder moral del MC. El mensaje lo entendió y lo aceptó el propio Ramón Guerrero Martínez, tachado por propios y extraños como el cacique en el distrito y natural adversario de Dávalos dentro del partido.

Para el proyecto Alfaro, Puerto Vallarta es clave por distintas razones, por el potencial de al menos cuatro decenas de miles de votos y por tener ya el control político. En su locuaz carrera, Alfaro no puede permitirse el lujo de poner en riesgo el voto vallartense. Asume que Puerto Vallarta está vestido de color naranja y todos los esfuerzos se destinan a engordar el costal de votos, jamás en perder uno. De ahí la decisión de venir a poner freno a un Luis Munguía pero también al propio “Mochilas”, quien ya en la asamblea distrital reafirmaría que el jefe político del MC es Dávalos. “No se confundan, que no haya confundidos”, dijo.

Interesante observar el comportamiento de los emecistas. Digno de ponerle atención a un  acuerdo que en el pasado todos, actores de todos los partidos, procuraron mantener en privado. Los del MC ahora prefieren hacer público un acuerdo que marca el principio de su carrera electoral interna. No esperan el andar de las mulas para que en el camino se acomoden las calabazas de la carreta. Munguía salta al carril de la diputación federal a la local y Ramón Guerrero se concentrará al proyecto de Enrique Alfaro. Ya ganada la gubernatura, él tendrá espacio en el gabinete estatal, quizá la Secretaría de Turismo. Así, todos unificarán el trabajo para impulsar la relección de Dávalos.

El MC está empeñado en trabajar fino y construir cuidando todos los detalles el proyecto Alfaro. El fin de semana y todavía en lunes estaban en su cónclave distrital. En la agenda, lo importante es elegir a sus delegados distritales, también municipales, para la gran asamblea estatal. Los notables irán a aplaudirle y refrendar en su momento a Alfaro como el futuro abanderado en la elección del 2018. En el Holiday Inn el tema seguía siendo la reelección de Dávalos.

En los trabajos de organización, ya está en puerta renovar la dirigencia local. Jaime Castillo Copado terminó su gestión en diciembre pero los tiempos no alcanzaron para elegir al sustituto al frente de la coordinación operativa del partido. Solo por ser incondicionales del líder Alfaro, dos prospectos se han apuntado, la regidora Susana Rodríguez y Gustavo Fong Patiño. La decisión no está tomada pues no hay acuerdo definitivo para dar luz verde a una Coordinación Operativa cinco sillas, se da por hecho que habrá piezas acomodadas en el tablero de Dávalos

Entonces, al cabo de encerrones en privado, de charlas en público, de entrevistas periodísticas, cabe observar imágenes de la crema y nata naranja. Algo nos llama la atención que no encaja en el discurso de optimismo y unidad. En ninguna fotografía pudimos observar juntos a Dávalos con Luis Munguía. En donde se ven juntos en una misma imagen, siempre hay de por medio terceras personas, en algunas el mismo Alfaro. Dávalos se coloca en el otro extremo de donde pone su rostro Munguía y “El Mochilas”. El mensaje corporal es claro. Al rehuirse uno a los otros, se debe concluir que la unidad es simulada y fingida. Es decir, Dávalos podrá estar satisfecho con el espaldarazo de Alfaro pero la evidencia corporal nos dice que a Munguía le disgustó el jalón de orejas. Sino hallamos una sola foto en donde se les vea dialogando, saludándose, entonces, el mensaje corporal dice todo lo contrario a una unidad fiable.

El MC tiene enormes ventajas sobre sus principales adversarios. Están en la cima del poder. Tienen a su disposición todo tipo de recursos. Caminan un batallón de operadores por todos los rincones del municipio, del distrito, del estado, promoviendo al partido, a sus proyectos del 2018, a Enrique Alfaro. Claro, también se incluye poder en recursos y la maquinaria en cada municipio que gobiernan. Son los privilegios, nosotros decimos que ventajas, que se tienen cuando se está en el poder. Naturalmente, incluimos fondos financieros, una inacabable fuente de dinero de los que nunca nadie rinde parte a las autoridades de fiscalización en gasto electoral.

Si en algo se han convertido en expertos nuestros amigos del MC es en “administrar” las nóminas. “Lo compraron con la coordinación de participación ciudadana en El Pitillal”, nos afirmó un amigo panista cuando comentó con el autor la fuga de Juan Carlos Rodríguez Robles. Este señor se distinguió desde su incursión en el PAN en un ferviente admirador del regidor Juan José Cuevas García. Cuando el regidor Gonzalo Guzmán renunció al PAN para unirse a la bancada de regidores del MC fue moderado en su crítica. Ahora vestirán la misma camiseta, no la azul, la naranja. En el PAN se acuerdan de su pasado priista y llegó al blanquiazul de la mano del “Peri” a quien apoyó en lo particular. Fue militante activo a lo sumo un año y nada más. De ahí que nadie lo reconozca como un panista leal ni de convicciones. Ahora, el revestimiento del “Meño dance” debe ser observado con mucho interés. Desde el principio de la administración empezó a cobrar en un puesto de quinta en Cultura. Fue uno de los cuatro espacios negociados por “El Peri” con Dávalos. Si alguien lo quiere ver con la punta que luego seguirá Cuevas García, también tiene mérito. Jamás se ha callado el rumor de que el regidor panista también va camino a vestirse de color naranja.

Revolcadero

“Nooo. Verás que sigue vivo el partido. Unos se van pero llegan otros. Así como ‘El meño’ que era priista y se sumó para apoyar al ‘Peri’, o sea otro traidor…”. Esa fue la respuesta de un panista cuando en tono de broma el autor le dijo que a ese paso se iba a quedar solo con su PAN. No sabía que también el domingo se había dado una plática de panistas con enviados de Arturo Dávalos con un único tema: la invitación a sumarse al MC.******Nuestros amigos de Las Palmas nos afirman que el ex regidor Oscar Dávalos Bernal tiene vivos su sueños de volver a repetir como regidor. Pero que primero volverá a someterse al voto de los socios del ejido de aquella comunidad. El riesgo es grande pues “El canitas” ya no se lleva del todo bien con el grupo político que lidera “Chico” Flores. Tiene relativa fuerza debido a que pudo acomodar a varios paisanos en chambas municipales. Pero, como negociador político, quedó mal cuando “vendió” sin cumplir la delegación municipal de Las Palmas. Por lo demás, sus paisanos no ven con buenos ojos que esté convertido en un auténtico chapulín. Ha ido de puesto en puesto y siempre en donde hay dinero. Fue primero presidente de la Unidad de Riego, luego presidente del ejido, después regidor y ahora es director de Fomento Agropecuario. Y dice que va por la quinta. Dicen que es un tragón que no les da chance a los de “guarachi”. ***** Raras veces volteamos la vista a las actividades del Seapal y de su director César Abarca Gutiérrez y nos enteramos que se mueve en las grandes ligas. “Representará César Abarca a Jalisco ante el ANEAS” titula una información difundida por la paraestatal. Abarca fue designado consejero estatal por su trabajo al frente del Seapal y al mismo tiempo es vicepresidente de la Asociación Nacional de Empresas de Agua y Saneamiento. Que tiene todo el apoyo del titular del Comité Estatal del Agua, Felipe Tito Lugo y del ingeniero Enrique Dau Flores, además del director del SIAPA. La semana pasada el Seapal y César Abarca fueron anfitrión es de la asamblea regional Zona 3 Occidente del ANEAS y ahí el presidente de dicha asociación, Roberto Olivares destacó la labor social que al frente del organismo ha hecho César Abarca.  Abarca Gutiérrez es visto como el prospecto mejor perfilado por el PRI para contender por la alcaldía en el 2018.

Enrique-Alfaro-Gustavo-Fong

Leave A Reply