“El Canitas” Oscar Ávalos y su “grilla” barata en Las Palmas

0

CONTEXTOS…

Por Gerardo Sandoval Ortiz

Rayando el mediodía, este lunes, Oseas Lorenzo publicó un puñado de fotos con rostros de lugareños que nos llamó mucho la atención. Se trata de un reducido grupo de habitantes de Las Palmas en franca oposición al arreglo de la avenida de ingreso al poblado.

Las estampas permitían ver juntos al ex regidor por el Movimiento Ciudadano y presidente del ejido, Oscar “el canitas” Ávalos Bernal, y a Francisco Gutiérrez de León, de apodo popular como “Pancho la Zorra” y/o “Pancho la mafia”.

Foto cortesía de Oseas Lorenzo Bravo

Pareciera que el reportero llegó algo tarde al lugar pues no publicó imágenes en donde el secretario general del mismo ejido, José Manuel Michel García se daba gallo contra del gobierno municipal acusándolo de intentar con la obra acabar con la imagen del pueblo. El número uno y dos del ejido exigen la obra de la avenida Juárez con piedra ahogada en cemento pero sobre todo, demandan se les tome en cuenta al momento de las decisiones.

Nos tomamos el atrevimiento de contar uno por uno a lugareños de la foto más tumultuosa. En esa aparece como intentando aparecer desapercibido el ex regidor y comisariado, con cachucha beisbolera. Son 19 adultos y una niña. Pancho Gutiérrez viste camiseta azul y atrás de él, se situó para la foto el subdelegado municipal, Jorge Pérez. El hermano de éste y actual delegado municipal, Erick Peña Valdez no tiene empacho en desdeñar esta manifestación por saber que a los organizadores los motivan razones políticas.

Siempre se ha sabido que los habitantes de la demarcación menos poblada del municipio son los más politizados. Cuando los panistas abrieron a todos la elección de los delegados, fueron ellos los primeros en poner de moda marchas y manifestaciones. Don Alfredo Morales Meza, a quien por cierto recién saludamos, y Rosa Carranza, se dieron a conocer precisamente por liderar este tipo de movimientos. Don Alfredo fue presidente del ejido y luego delegado. Rosa Carranza era su contraparte y fue la primera delegada en ser electa. Con el retorno de los priistas al gobierno municipal, otra vez se sepultó la elección popular de esa figura.

En los últimos meses hemos escuchado ciertos reclamos de los palmeños por ausencia de obras. Y ahora que un contratista se hizo presente para iniciar el arreglo de la calle de ingreso, van y se plantan diciendo que no quieren la obra. Son pocos y manipulados pero al fin y al cabo hacen ruido.

Foto cortesía de Oseas Lorenzo Bravo.

La obra de arreglo del ingreso a Las Palmas es buen motivo para armar la grilla y así lo entendió el grupo del ex regidor naranja, ahora revestido de moreno, Oscar Ávalos.

Se trata de una obra cuyos recursos los provee el gobierno del estado. Nos han dicho que fueron funcionarios estatales y no municipales quienes organizaron juntas y reuniones con los vecinos y éstos acordaron y hasta votaron por empedrado ahogado en cemento. Entonces, lo único claro es que el gobierno municipal poco o nada tiene que ver en la obra.

De lejos se advierte que con información distorsionada se manipula a los supuestos inconformes. Los instigadores señalados son precisamente “el canitas” y el subdelegado Jorge Pérez. Ellos tendrían como primera intención desestabilizar al “gobierno”, a cualquier gobierno, sea municipal o estatal, e inclusive, meterle torpedos al delegado, Erick Peña Valdez. Con Jorge Pérez se configura aquella máxima, de que cuando la perra es brava hasta a los de casa muerde.

Oscar Ávalos fue de los regidores consentidos durante el trienio de Ramón Guerrero Martínez. Juntos emprendieron una campaña contra Arturo Dávalos Peña pero no pudieron arrebatarle la candidatura a la alcaldía. Al motejado “el canitas”, Guerrero le prometió hacerlo otra vez regidor. Perdieron la batalla interna frente a Dávalos. Con “el mochilas” de candidato a diputado federal y Dávalos en la alcaldía, Oscar Ávalos entendió que no tenía futuro en el MC. Dávalos supo siempre que “el canitas” jamás lo apoyaría. A media campaña traicionó al “mochilas” al acordar todo su grupo irse a apoyar a los candidatos de Movimiento de Regeneración Nacional.

Las imágenes de la protesta de este lunes en Las Palmas reconfirman lo siempre sabido. En las fotos de los manifestantes se observa a todo el grupo que en el MC respondió a los dictados de Oscar Ávalos. Los que no, son el grupo, amigos y familia de Pancho Gutiérrez de León.

El grupo de naranjas de Oscar Ávalos ya formalmente son neomorenos. En un momento no tan remoto se habían declarado simpatizantes del PAN y luego del MC. Siguen a su líder y se declaran lopezobradoristas.

Pero el grupo de Pancho Gutiérrez tiene otro origen. Son los restos de aquel grupo fundado por el ya finado Fidel García Bernal. Priistas puros, que en algún momento se dijeron decepcionados por los líderes del PRI. En su momento señalaron a Gustavo González Villaseñor de haber abandonado al priismo palmeño. Por la “vía canitas” desfilaron al MC y otros fueron tentados por naranjas leales a Dávalos. “Los canas” ya no son más naranjas. Los lugareños se fracturaron otra vez y el ejemplo se halla hasta en la delegación, donde dos hermanos, Erik y Jorge, dejaron de darse piquetes al ombligo.

Platicamos ayer con un buen amigo de Las Palmas quien tiene su casa por la avenida Juárez, a unos metros de donde se apostaron los de las pancartas. No se unió al grupo del “canas”. Escuchó la breve exposición del ingeniero responsable de la obra. “Yo cumplo órdenes. Si me dicen que haga huellas entre empedrados y cemento, yo no tengo ningún problema que meta dos huellas entre cemento y empedrado…”, les informó a los quejosos.

“Eran como unos diez” (los de la protesta) nos dijo el amigo. Añadió que a él como vecino y que como tal, sería un primer damnificado o beneficiado por la obra, nadie le ha pedido una opinión.

Ningún vecino recuerda haber escuchado al presidente municipal interino, Rodolfo Domínguez haber ido ni mucho menos haber dicho “si no quieren la obra se va a otro lado”. Esto tiene sentido por la misma razón, de ser una obra del gobierno estatal.

Nadie entiende como una obra de empedrado ahogado en cemento o piedra ahogada en cemento reste identidad y esencia a una comunidad. Es difícil aceptar que eso motivó la manifestación. Es mucho más razonable le petición de ser tomados en cuenta para obras de esta naturaleza. Sin embargo, hasta lo último es debatible. ¿Por qué? Porque el gobierno del estado sostiene que previo al arranque de la obra convocó a asamblea vecinal para informarles y escuchar sus inquietudes.

Metidos en la onda morena, quizá Oscar Ávalos y Michel García, también Jorge Pérez y Pancho Gutiérrez no supieron de esas reuniones de socialización. O bien, como nos dijeron los amigos palmeños, a ellos les vale gorro el pueblo y las obras. Ellos se dedican a armar pura grilla.

Revolcadero

Esto se pone interesante. “recuperé mi libertad y la reforma educativa se ha derrumbado”, dijo en su reaparición pública y ante maestros, la profesora Elba Esther Gordillo. Se dijo víctima de una persecución política en su contra. Se quejó de haberla encarcelado con acusaciones falsas “para hacerme ver culpable de algo que no cometí”. Acusó de haber habido “traición” a los maestros y que quienes debieron haberlos defendido no lo hicieron. A todo ello, Enrique Peña Nieto, dijo: “no fue nada personal”. ¿Eso convierte en interesante el telenovelón de la maestra chiapaneca? No por sí mismo. El ingrediente es la declaración del presidente der la república electo, Andrés Manuel López Obrador, quien al lado de Peña Nieto, afirmó que va a cancelar la reforma educativa. Ya los maestros se alinearán y apoyarán a quien deseen, para sus muy particulares intereses o para los de todo el gremio. Sin embargo, esa posición es comodina. En realidad impulsar una reforma que implicó un millonario costo, gasto duplicado al presentar un avance en la aplicación de la misma, se tira el cesto de la basura. Todos están de acuerdo en haber un gasto millonario y por estar sometido todo al capricho del político de moda en turno se ordene dar marcha atrás. ¿Qué viene? Pues volver a gastar más dinero en inventar otro modelo que nos lo venderán como la última panacea educativa. Y todo, todo, paga el pueblo. Y siempre ha sido así, en cada cambio de gobierno, cada tres o cada seis años.******* Que los amigos del Partido Acción Nacional se proponen festejar con todo su próximo aniversario de su fundación. El PAN cumplirá este 14 de septiembre sus primeros 79 años de vida. Habrá algunas conferencias pero nos dicen que aún falta afinar el programa. Nos resultó curioso saber que un partido hará actividades por el aniversario de su fundación. El 5 de mayo, el Partido de la Revolución Democrática cumplió sus 29 años y no fue motivo de festejos. ****** Algo anda mal en la intendencia local de la Comisión Federal de Electricidad. Como en los remotos poblados de cualquier zona rural, ya con cualquier lluviecita se sufre de cortes de la energía eléctrica en colonias de la zona urbana. A veces sin tormentas eléctricas se sufre por los apagones en plena temporada de calor. La noche del domingo, varios vecinos de los Tamarindos y del fraccionamiento Idipe un vecino comentó haber escuchado balazos en la zona. Apuntó, de la Idipe, a Los Tamarindos. En realidad esa tronadera era una descarga eléctrica en una finca al lado de un Cybercafé. Provocó el corte de la energía por un plazo de casi la hora.

 

Leave A Reply

16 − nueve =