El reparto de comisiones y nombramientos, la rebelión interna del profe Michel y los ‘morenos’

0

CONTEXTOS…

Por Gerardo Sandoval Ortiz

Luis Alberto Michel.

A la víspera de que el profe Luis Alberto Michel Rodríguez asuma el poder municipal ofreció comisiones de trabajo a los regidores de oposición y enfrentó una rebelión interna. Los regidores del partido de Michel, ningunean comisiones edilicias y no cesan en su exigencia de espacios en la administración.

El “profe de los dieces” se reservó información de los nombramientos pero entre la militancia de Morena y simpatizantes de Michel se sembró la discordia al trascender que Víctor Manuel Bernal Vargas pudiera recibir el nombramiento de Secretario General del Ayuntamiento.

No hay nada oficial, pero el solo rumor provocó expresiones de malestar por asociar a Víctor Bernal al Movimiento Ciudadano y con Arturo Dávalos Peña se desempeñó precisamente en la secretaría del Ayuntamiento. Por lo demás, semanas atrás se hizo público que Alfonso Bernal Romero, a través del síndico electo, Juan Carlos Hernández recomendó a su primo Víctor para incrustarlo en la nueva administración.

Las últimas horas previo al cambio de poderes han sido tensas y por segundo día en la semana un grupo de activistas morenos se apostaron al ingreso del edificio del palacio municipal para ejercer influencia en actos de gobierno. A temprana hora, recibimos el reporte de que Jesús Michel López, el vástago del profe Michel, reclutaba simpatizantes para protestar en la presidencia y echar abajo la supuesta aprobación en la última sesión del gobierno naranja de un paquete de empleados a sindicalizar y otros a pensionar.

En realidad, la protesta en la puerta del palacio municipal fue un burdo manipuleo de las hordas morenas. Temas como sindicalizar y jubilar a trabajadores no pasan por la aprobación de dicho órgano de gobierno pues se trata de derechos del trabajador contemplados en la ley, o en su defecto, de un mero trámite administrativo si se trata de sindicato. Al momento que el empleado exhibe carta o constancia de antigüedad, y acredita determinados requisitos, se finiquita el trámite y en ningún momento requiere de la aprobación de los regidores. Naturalmente, se pudo incurrir en excesos, sin descartar un acto ilícito y debiera hurgarse en el trámite y, si procede, reponer lo mal hecho.  

Víctor Bernal Vargas.

Las hostilidades empezaron la mañana del martes en la casa club del Velas Vallarta. En las suntuosas instalaciones en el exclusivo sector de Marina Vallarta, se llevó a cabo el ensayo de Michel en presencia de algunos de sus colaboradores y regidores electos. Se trató de una curiosa capacitación a Michel para enfrentar su primera sesión y sacar adelante asuntos de enorme relevancia, por lo menos desterrar su pavor al micrófono. En privado se evidenciaron las torpezas del profe al hilar un error tras otro en los ensayos de la conducción del pleno.

En el mismo sitio, Michel convocó a los regidores de Morena para repartirse las comisiones edilicias. No nos consta pero una versión recogida de uno de los invitados nos aseguró no haber visto a la segunda regidora, Carla Verenice Esparza Quintero. Desde hace ya varias semanas atrás habíamos establecido que el war room del profe decidió aislarla y mantenerla arrinconada, su castigo por haber intentado descarrilar y apoderarse de la candidatura de Michel.

Pues bien, el mismo martes nos reportaron que el encuentro de los morenos se convirtió en una auténtica cena de negros y Michel sufrió su primera insubordinación. Los regidores electos, en un primer momento rechazaron el reparto de las comisiones y debió posponer por lo menos dos horas los encerrones agendados por la tarde con los regidores del MC, a las 5 de la tarde, y a las 19:00 horas con “los verdes”.

Carla Esparza.

Así las cosas, minutos después de las siete de la tarde-noche  se encontró el alcalde electo con los regidores naranjas y acordadas las comisiones a delegar a ellos, sucedió el acuerdo con los regidores verdes. Ningún regidor de oposición ofreció resistencia y sin chistar aceptaron las comisiones ofrecidas: Luis Munguía, Protección Civil, Gestión de Riesgos y Bomberos; Carla Castro, Medio Ambiente y Francisco Sánchez Gaeta Deportes. Guadalupe Guerrero Carvajal, Equidad de Género y Desarrollo Integral Humano; Diego Franco, Fomento Agropecuario, Forestal y Pesca y Candelaria Tovar Salud. El resto, otras 13 comisiones, se repartirán posteriormente entre los regidores morenos pues hasta la mañana de miércoles 29 no era definitivo ningún acuerdo. La comisión de “Gobernación” está reservada para el profe Michel y Reglamentos y Puntos Constitucionales para Juan Carlos Hernández Salazar.

Pero en la serie de cónclaves hubo una pregunta de la que nadie pudo arrancarle respuesta a Michel. Se guardó todos los nombres de directores, de tesoreros, del secretario general, de todo su equipo. En cortito, alguien se atrevió a preguntarle de si era verdad que Víctor Bernal sería nombrado secretario general, la misma posición que ocupó en dos momentos de los dos trienios de Arturo Dávalos.

Diversas fuentes consultadas por el autor nos permiten establecer, con alto grado de acertar, que quien fue aspirante a la candidatura a la alcaldía hasta abril del año pasado por el MC recibirá el nombramiento para ser secretario general del Ayuntamiento. Algo debe tener Víctor Bernal que un buen día fue llamado por Ramón “el mochilas” Guerrero Martínez para ser contralor, estar a un tris de ser el abanderado del MC y está por ocupar la segunda posición en importancia del gobierno municipal, ahora por Morena. Sin duda es un caso por explorar y en algún momento intentaremos definir qué personalidad se oculta en la fina mascada y el talento que le aflora a ese contador para sus ágiles acomodos.

Ahora, nada está dicho ni tampoco decidido hasta haber oficio de nombramiento. Una versión recogida de última hora, apunta a la cancelación de la invitación a Víctor Bernal. Esta fuente, confirma que al interior del grupo político de la elite del MC se discutió el tema pero niega haber “autorización” al contador Bernal Vargas ponerse la cachucha de Morena. A más tardar, este viernes primero de octubre, se dilucidarán las dudas.

Revolcadero

Los que saben de política nos dicen que el alborozado alcalde electo Luis Alberto Michel pudiera enfrentar riesgos si no se decide a gobernar despojado de sus tentaciones de avasallar y ofender a quienes creen sus enemigos y no se alinean a sus dictados. Ahí entre los regidores de Morena tendrá formidables adversarios si no cumple compromisos. Debe medir las consecuencias de sus alianzas políticas. Decimos lo anterior porque nos han dicho, que para sustituir el voto, valora hasta la posibilidad de concesionar otra vez el servicio de recolección, transporte y confinamiento de la basura. En su jugada de tres bandas, por si pierde el voto de algún regidor o regidora de Morena, cooptará el voto de Carla Castro. La hipotética jugada maestra es simple, “Carla por Carla”. Pero antes, está una primera jugada. Distraerse en su plan de irse a las Ligas Mayores y ser candidato gobernador. Salvador Llamas ya lo convenció de tener tamaños y repetir el sueño que una vez tuvo Rodolfo González Macías, Fernando González Corona, Gustavo González Villaseñor, Chavita González Reséndiz y otros. Resulta que dos regidores electos le responden al grupo de los Canales, los que a su vez están alineados al ya coordinador de la fracción de Morena en el Congreso local, el ex senador panista, Chema Martínez. Resulta que Cristian Eduardo Alonso Robles y Griselda González Castellanos, regidores electos, son afines al juez oral, Daniel Canales González, el hermano de la diputada local también electa, Yussara Canales. Sin embargo, no es el juez Canales quien borreguea a la Gris y al Cristian, sino el ex regidor por el PAN, Gonzalo Guzmán Delgado. Así, con la promesa de promover a Yussara para futura candidata a la alcaldía en el 2024, los Michel se proponen comprar lealtades políticas.******** Por cierto, nos platicaba un buen amigo y miembro de la comisión de entrega-recepción, del lado de los morenos, que en cierto momento el capitán del ejército, Luis Fernando Muñoz Ortega y quien tomara las riendas de la policía municipal desde este fin de semana, ya expresó sentirse decepcionado por el sueldo asignado en el presupuesto de egresos al comisario. El sueldo del sheriff ronda en los 60 mil del águila al mes pero con cierta regularidad se le otorga ciertas indemnizaciones. Al capitán se le hace muy bajo ese sueldo pues sus expectativas eran muy altas. Coincidencia o no, casi al mismo tiempo, un amigo que se las sabe de todas en esto, nos aseguró que los funcionarios foráneos que traiga Luis Michel pronto le renunciarán precisamente porque los sueldos acá en Puerto Vallarta no son competitivos, comparados con otras ciudades de la importancia similar al puerto.****** Un último apunte. A la hija de Juan Carlos Castro Almaguer, Carla Castro, “el profe de los dieces” primero le ofreció la comisión de Cultura, pero luego le retiraron el ofrecimiento. Los malpensados ven jiribilla en la jugada, por lo menos un tirabuzón que lleva mensaje con destino al Gavilán. Terco que es el profe Luis Michel en el manejo de sus acertijos.****** Una de pilón. Un hecho que Salvador Llamas Urbina va a la dirección general del Seapal y que su hombre de confianza será el priista, (o ex priista, ya no sabe) Gabriel Salcedo. Todo o administrativo estará en manos del ex secretario general del CDM del PRI. Y todo el dinero, algo así como 600 millones de pesos, estará en manos del zacatecano Llamas. Ese permiso se lo otorgó a Michel al vallartense cuando le confió su voto el primer domingo de junio.

Comments are closed.