Llama Coparmex Vallarta a Senadores a votar contra reforma energética

0
  • Eliminar la competencia no es la vía para lograr que México tenga una economía de bienestar.
  • La LIE contraviene la Agenda 2030, el TMEC, el Acuerdo de París y el artículo cuarto constitucional. 

Redacción.- El Centro Empresarial Puerto Vallarta de la Confederación Patronal de la República Mexicana (COPARMEX) hace un llamado a los senadores José Alberto Galarza Villaseñor (MC), Verónica Delgadillo García (MC), María Antonia Cárdenas Mariscal (MORENA) y José Alejandro Peña Villa (MORENA) para que voten en contra de la reforma a la Ley de la Industria Eléctrica aprobada por la Cámara de Diputados. 

La solicitud se realiza de manera simultánea en los 68 centros empresariales, delegaciones y representaciones en 100 ciudades del país, y obedece a un análisis realizado desde la COPARMEX en el que se enlistan las consecuencias que tendría la reforma a nivel nacional e internacional.

El costo por convertir a la CFE en un monopolio implica graves consecuencias económicas, legales, sociales, de salud y medioambientales pues contraviene nuestra Constitución, el TMEC y el Acuerdo de París ratificado por México y más de 180 países contra el cambio climático que establece el compromiso de que para 2024 el 35% de las energías producidas deben ser energías limpias. Así cómo el Objetivo de Desarrollo Sostenible 7 (ODS7) relativo a Energía Asequible y No Contaminante.

De aprobar los Senadores la LIE, se eliminaría la lógica de eficiencia con la que actualmente se despacha la energía más barata en el mercado, cuya consecuencia lógica sería un incremento de por lo menos el 17 por ciento en la tarifa de todos los consumidores. 

Desde COPARMEX preguntamos a los Senadores ¿qué es más barato y menos contaminante para generar energía eléctrica? ¿el aire y el sol o el combustóleo? La respuesta es la siguiente: el despacho a la energía termoeléctrica producida por la CFE tiene un costo de generación cinco veces mayor a la generación de energías limpias por empresas privadas. 

Se prevé que ante la virtual aprobación se registren impugnaciones a la ley, pues ya hay señales de desacuerdo internacional, como la expresada por la Cámara de Comercio de Estados Unidos, que externó su preocupación por el alza de las tarifas. 

Si queremos que México tenga una economía de bienestar, es necesario que se pague menos por los servicios y en este caso eliminar la competencia no es la vía para lograrlo. Para mantener los precios como se encuentran ahora, se requerirá de subsidios que serán absorbidos por los ciudadanos a través de impuestos y otros esquemas. 

De ratificarse en el Senado la reforma ya aprobada en la Cámara de Diputados, México quedaría en una desventaja competitiva. Lo que el país necesita, es aplicar mejores prácticas internacionales, establecer un esquema que otorgue certeza jurídica y un marco de respeto que favorezca la cooperación público-privada.

Comments are closed.