Puras malas noticias para los turisteros de la region con AMLO

0

CONTEXTOS…

Por Gerardo Sandoval Ortiz

En el arte de gobernar, así como hay estilos personales también existen las estrategias y prioridades del gobernante en turno. Todo en su conjunto encierra la inexplorable maraña de intereses de la oligarquía en turno, a veces definidas como las líneas “políticas públicas”.

En Puerto Vallarta, los turisteros y los vallartenses presumen que el destino surgió, se desarrolló y fortaleció a base de esfuerzo propio. Incontables veces hemos escuchado la queja de no haber necesitado del apoyo del gobierno para llegar al lugar que hoy ocupa Puerto Vallarta.

Considerando que la presunción anterior es relativa y en el entendido que infraestructura clave como el aeropuerto, el puerto marítimo o las carreteras, impulsaron al destino, adquirió ya forma un escenario nada promisorio. El gobierno federal que en días asumirá con Andrés Manuel López a la cabeza no contempla a la industria sin chimeneas como una actividad económica prioritaria.

A poco más de una semana de entronizarse el tabasqueño, si hay algo claro es que todas las atenciones del gobierno federal estarán en aquella región del sureste de México. Y también allá se gastará todo el presupuesto disponible. Esa ya cuestionada y cuestionable obra del Tren Maya se chupará miles de millones de pesos. Acordémonos que por allá está Cancún, uno de la competencia de Puerto Vallarta.

Del caribe mexicano y en las últimas semanas están llegando las malas noticias en todo lo relacionado al turismo. En el proyecto de la descentralización, López Obrador eligió la Riviera Maya como sede de la Secretaría de Turismo y prácticamente allá despacha Miguel Torruco Marqués, el ya designado titular de la Sectur.

Cuando a manera de propuesta AMLO informó la descentralización de las dependencias del gobierno, en esta región y particularmente en la Riviera Nayarit hubo expresiones de alegría. Bahía de Banderas sería sede del FONATUR. El Fondo Nacional de Fomento al Turismo estaría en el sur de Nayarit, a la bahía que comparten Bahía de Bandera y Puerto Vallarta.

Aquella alegría resultó ser efímera. Ya pasaron tres meses de cuando se informó que el titular de FONATUR será Rogelio Jiménez Pons. Este señor, oriundo también del sureste del país ni en sueños tiene interés de venirse al sur de Nayarit. Es más, ya tiene oficinas allá por Tabasco y se dedica de tiempo completo al proyecto del Tren Maya. Al señor no le interesan el turismo playero y menos los del pacífico norte del país. Ellos son empresarios de aquella región y allá tienen su capital y sus intereses políticos.

Jiménez Pons es u arquitecto y lo vendieron como turistero. Es una chucha cuerera con experiencia igual a la de muchos neomorenos. Es también tabasqueño y como AMLO, se inició en la política y en el servicio público en el PRI. Por lo menos sirvió como Secretario de Turismo en la gestión del priista Leandro Rovirosa Wade. Este priista, identificado como el padrino político de López Obrador, fue de aquella pandilla y gabinete de Luis Echeverría Álvarez, ligado a la matanza del 2 de Octubre del 68, y de José López Portillo. Estos no necesitan presentación.

“Felicito a mi amigo el Arq. Rogelio Jiménez Pons próximo titular de Fonatur, quien ha sido designado por el virtual presidente electo Andrés Manuel López Obrador. Con Rogelio trabajaremos de la mano para consolidar el tren turístico del sureste”, escribió Torruco en su cuenta de twitter en julio pasado, dos semanas después de la elección.

Si algún turistero vallartense o de la Riviera Nayarit cree el cuento de que a López Obrador, o la SECTUR, al Fonatur, o a quien despacha en esas dependencias, les interesa esta región, los hechos dicen todo lo contrario. Si acaso de pasadita y para saludar a sus amigos vino Torruco y no nos hemos enterado que el futuro titular del Fonatur busque oficinas en Nuevo Vallarta o en Punta Mita o ya de plano en Guayabitos. Con eso de la política de austeridad, en una de esas y nos da la sorpresa de tener lista alguna oficina en El Colomo, donde no hay rentas y las casonas se prestan.

Entonces, que nadie tenga dudas. Si se trata de turismo, las prioridades del gobierno por arrancar en diciembre no son los destinos de playa. Si bien nos va, mandará algo de dinero para las colonias que conforman el cinturón de la miseria y eso para las colonias populares si es buena noticia. Para coraje de los chairos, en eso se parecen Ramón “el mochilas” Guerrero, en privilegiar a las clases humildes. Por ahí algún lector deberá tener en sus memorias que alguna vez revisamos las políticas municipales de “el mochilas” y le aplaudimos incorporar en sus proyectos sociales inversión en decenas de obras urbanas para hacer más pasadera la vida a vecinos que por años han sido abandonados por los gobernantes en turno.

A la víspera del adiós a Enrique Peña Nieto y la bienvenida a don Amlo, está de moda todo lo relacionado al turismo. Y de Cancún, estación clave del Tren Maya, llegó la reconfirmación de otra noticia negra para los turisteros locales. El Consejo de Promoción Turística se cierra. Ni siquiera es una noticia nueva pero hace eco acá. Ya desde septiembre, lo había confesado el diputado federal y presidente de la Comisión de Turismo de la cámara baja, Luis Alegre Salazar. Por su cargo, y también por sus negocios, por ser hotelero, Luis Alegre es un legislador mas o menos de la estatura y nivel de Fernando González Corona.

La diferencia es que éste tiene sus intereses, sus negocios, sus inversiones en el sureste del país. Como los antes mencionados, López Obrador, Jiménez Pons, Torruco, también tienen sus intereses por aquellos lares. No se interesan pues en la Bahía de Banderas, en Puerto Vallarta.

Años atrás y allá en Cancún, en una charla de café con un amigo ejecutivo hotelero que conocimos en el hotel Continental Plaza, se acercó a la mesa un desconocido. Se presentó como Gastón Alegre. Uno o dos meses después, supimos de él por ser candidato a gobernador del PRD en una elección del verano de 1999. Quiso repetir luego y le surgieron acusaciones de todo tipo y se retiró del PRD para apoyar a López Obrador.

El legislador moreno, Luis Alegre es hijo de Gastón Alegre López. La biografía oficial lo presenta como dueño de varias radiodifusoras, el hotel Turquesa, una inmobiliaria y varias casas de cambio. Y un dato último, hizo su fortuna gracias a sus ligas con la política. Fue priista, amigo de Arturo “el negro” Durazo, colaborador de Miguel de la Madrid y Adolfo Ruiz Cortínez, Adolfo López Mateos. Con Luis Echeverría, cargando acusaciones hasta de narcotraficante, se fue a Cancún. Le gustaba presumir haber coordinado tres campañas presidenciales, la de López Portillo y la de los dos “adolfos”.

Los Alegre y padre e hijo, son tan gandallas que alguna vez el padre quiso apropiarse de la Isla Tizipal, caso que llegó a la Suprema Corte de Justicia de la Nación y se resolvió en su contra.

La industria turística ha resentido varios golpes del próximo gobierno. La virtual cancelación del nuevo aeropuerto, les arroja “pérdidas”. Se quejaron inclusive de la cancelación de un partido de futbol americano. La baja de la bolsa de valores y la del peso frente al dólar también se la atribuyen al tabasqueño. El cierre del CPTM también los golpeará.

El CPTM es una Sociedad Anónima de C.V. pero de participación estatal mayoritaria. Tiene por objetivo el diseño y operación de las estrategias de promoción turística a nivel nacional e internacional. Hay participación de los sectores involucrados en el turismo, sobre todo de los hoteleros. Ya no habrá convenios con organismos mixtos ni de colaboración entre entidades federativas. Tampoco acuerdos de cooperación turística bajo la venia del CPTM. Desaparece el CPTM y pues también planes, programas y estrategias hechas por los expertos.

El turismo no está entre las prioridades de AMLO. Las 46 oficinas internacionales de ProMéxico y también los 21 directores de las oficinas del CPTM serán borradas de un plumazo por decisión de la pandilla del sureste. Gabriela Cámara, designada para estar al frente de esa empresa lo supo a tiempo y aceptó otra oferta de trabajo. Ellos no quieren saber nada del equipo de trabajo de Enrique de la Madrid, el que colocó a México como el sexto país más visitado por los turistas.

Revolcadero

Ludwig Estrada Virgen.

Decidimos dejar al final y transcribir literal un comentario pedido sobre el tema a José Ludwig Estrada Virgen, quien por casi dos décadas ha sido director regional de la Secretaría de Turismo del estado en Puerto Vallarta. “Es muy mala noticia porque cuando uno va a promocionar al extranjero ellos te apoyan en todo, en invitar a las agencias de viajes, y te apoyan con salón. Sí, es mala noticia para el turismo. Ahora ese recurso se va a ir al tren Maya”. Se nota que es un hombre bien informado mi amigo y paisano, hijo predilecto de Yago. En el comentario adicional nos explicó que la función del Consejo de Promoción Turística “es 100% promocionar la marca México y todos los destinos turísticos”. Dijo que cada oficina en el extranjero, el director tenía contacto con todos los mayoristas, líneas aéreas, prensa especializada en el turismo y participación en todas las ferias turísticas y tianguis de la industria. A los destinos turísticos nacionales y naturalmente a Puerto Vallarta, el CPTM apoya con recursos para hacer cooperativos con líneas aéreas y mayoristas. Por cada dólar que pone Puerto Vallarta-Riviera Nayarit, otro dólar y el operador o línea aérea dos dólares. Todos esos recursos de la “polla” reunidos con el auspicio del CPTM, se destinan a la promoción. Adicionalmente se patrocinan grandes eventos, como Fórmula Uno, muestras gastronómicas, eventos culturales etc. Todo ese trabajo está en riesgo de desaparecer.***** El subdelegado administrativo del IMSS y mejor amigo, Francisco Javier Bravo Carbajal ha estado ocupado toda la semana pues es anfitrión de encuentro anual de personal de las siete subdelegaciones del estado. Son 120 representantes por cada subdelegación. Hasta hace cuatro años se realizaba en Mazamitla pero a partir del 2015 se logró traer a Puerto Vallarta. Entre otros aspectos, ahí se revisan cambios normativos y se planifican el trabajo del año siguiente. La información nos indica que el 2018 ha sido de excelentes resultados para Jalisco, con más ingresos, más superávit y muchos más empleos generados. Y entre las siete subdelegaciones, la de Puerto Vallarta tiene mejores números, los que año tras año se supera ampliamente al anterior ejercicio anual, de ahí que ha valido la felicitación a Javier Bravo del director general del IMSS y a todo el personal por tan excelentes números. Por la mañana de este martes 27 hubo una carrera de 5 kilómetros y todos aportaron un tanto por la inscripción, dinero que en su totalidad se va en apoyo al Asilo de Ancianos María Auxiliadora, de Guadalajara.****** En el tercer viaje a Tecuala, entre el nutrido polvo de las calles del caserío Los Sandovales, dentro de los límites de Acaponeta, nos encontramos con una caravana de camionetas. Eran miembros de una iglesia cristiana y destacaba entre ellos un antiguo amigo, chofer del periódico Tribuna de la Bahía. Gabriel y sus amigos, algunos de Mazatlán y otros de Puerto Vallarta, llevaron sus cánticos y colchones y sus bases. Las familias de Los Sandovales son el vivo ejemplo de la tragedia que un mes y días se vive en el norte de Nayarit. Saludamos a Poncho Sandoval. Él y su esposa, también sus suegros perdieron todo. Platicamos al lado del tractor que recientemente había reconstruido el suegro. Quedó inservible. Antes de la gran inundación le llovieron ofertas pero se negó venderlo. Ahí perdió algunos cientos de miles de pesos. Un automóvil rojo esta con su interior lleno de lodo. El lodo se mantiene húmedo, fresco. En poco se convertirá en piedra. El centenar de familias tiene el temor de perder hasta sus predios. Las casas que se mantienen de pie, están en mal estado y se perdieron. Ahí no hay escrituras. Todo se perdió. La escuela primaria está en ruinas y el aula se partió. Adentro, arriba de una máquina pesada, el operador realiza maniobras ante la mirada de algunos curiosos. Hace un mes que de Mezcales se fue a ayudar, allá sigue y hay mucho por hacer.

 

Leave A Reply